Crianza

Crianzapuede ser satisfactorio y satisfactorio. Pero también puede ser difícil y llevar mucho tiempo. Los padres deben atender las necesidades diarias de un bebé o un niño. También son responsables de ayudar a cada uno de sus hijos a desarrollar habilidades para la vida. Estas habilidades incluyen habilidades para la vida diaria, habilidades sociales y comportamientos apropiados. Los padres con más de un hijo también deben tener en cuenta la personalidad de cada uno.



Los nuevos padres, los padres abrumados y los padres que enfrentan problemas de salud mental pueden beneficiarse del apoyo de un profesional de la salud mental . Un terapeuta o consejero puede ayudar a los padres a superar situaciones difíciles o problemas de comportamiento.

¿Qué es una buena crianza de los hijos?

Desde el momento en que un el embarazo o adopción se anuncia, la mayoría de los padres reciben muchas sugerencias sobre cómo criar a sus hijos. Los pediatras brindan información a los nuevos padres sobre la salud y seguridad de los bebés. Los medios de comunicación ofrecen consejos extensos y, a menudo, contradictorios sobre la crianza de los hijos. Los miembros de la familia pueden tener diferentes opiniones sobre lo que es mejor para un niño.



Los nuevos padres pueden sentirse abrumados por la información y los consejos para padres. Es posible que no estén seguros de qué es lo mejor para su hijo. Por lo tanto, pueden acudir a un pediatra, terapeuta u otro especialista en busca de consejo. Los expertos en psicología y desarrollo infantil generalmente están de acuerdo en que ningún método de crianza es el 'mejor'. Es posible que los padres deseen probar diferentes estilos de crianza para ver qué funciona para su familia.



La investigación generalmente respalda los consejos dados por los pediatras y otros profesionales de la salud. Por ejemplo, alientan a los padres a colocar a los bebés boca arriba para reducir el riesgo de síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL). Otros consejos pueden ser menos válidos. Es posible que los padres deseen hablar con un experto antes de seguir un consejo que los haga sentir incómodos de alguna manera.

Encuentra un terapeuta

Búsqueda Avanzada

El Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano establece que los padres son generalmente responsables de:

  • Manteniendo a los niños seguros
  • Escuchar a los niños y pasar tiempo con ellos
  • Proporcionar afecto, orden y coherencia.
  • Establecer y hacer cumplir límites para los niños
  • Supervisión amistades los niños hacen
  • Buscando ayuda para cualquier inquietud médica o de comportamiento

Los desafíos de la crianza de los hijos

Criar a un hijo puede ser difícil por muchas razones. Algunos desafíos comunes que enfrentan los padres incluyen:

  • Brindar atención constante
  • Atender las necesidades de un bebé o un niño pequeño
  • Mantener adulto relaciones
  • Dificultades financieras
  • Sentirse apresurado o 'fuera de tiempo'
  • Programación y planificación de días para niños
  • Falta de dormir



Un padre que se queda en casa con un niño o niños puede sentirse con exceso de trabajo. Pueden sentir resentimiento hacia el otro padre por trabajar fuera del hogar. Esto puede forzar una asociación. La crianza de los hijos también suele ser físicamente exigente. Los padres con niños pequeños pueden pasar gran parte de su día realizando tareas domésticas.

La crianza de los hijos puede volverse más difícil cuando un niño muestra signos de problemas de comportamiento. La crianza de los hijos también puede volverse más compleja si el niño tiene un Discapacidad intelectual . Puede ser difícil sobrellevar la situación cuando un niño necesita un tratamiento médico extenso u otra atención adicional. A los padres puede resultarles difícil darles la misma atención a sus hijos. Esto puede hacer que algunos padres se sientan culpa y mayores niveles de estrés .

Las investigaciones destacan algunos factores en la crianza de los hijos que pueden aumentar los problemas de conducta. Uno de ellos es cuando los padres no están unidos. Esto puede significar que no comunicar bien. Puede enviar mensajes confusos a los niños. Los niños pueden no estar seguros de lo que sus padres esperan de ellos. Pueden reaccionar ante una paternidad inconsistente con mala conducta. Los psicólogos infantiles enfatizan la importancia de ser un equipo de padres cohesionado.

Los cuatro estilos de crianza



Muchos expertos reconocen cuatro estilos de crianza:

  • Autoritario.Esta se considera la forma más eficaz de crianza de los hijos para la mayoría de los niños. Los padres autorizados tienen altas expectativas y metas para sus hijos. Estos se moderan con la comprensión de los límites de sus hijos. Estos padres están dispuestos a comunicarse de manera flexible. Esto puede facilitar la comunicación entre padres e hijos.
  • Negligente.La crianza negligente puede significar una falta de tiempo con el niño. Los padres negligentes pueden no estar familiarizados con los maestros y amigos de sus hijos. Es posible que no se preocupen por las necesidades básicas de sus hijos. Este tipo de crianza rara vez se practica a propósito. Es importante reconocer si usted o alguien que conoce tiene este estilo de crianza. Este tipo de crianza puede ser perjudicial para los niños a largo plazo.
  • Permisivo.Los padres permisivos son cariñosos, cariñosos y comprensivos. Pero pueden llevar esto demasiado lejos. Los padres permisivos pueden evitar conflictos a cualquier precio. Rara vez hacen cumplir sus propias reglas. Hacer esto puede ser perjudicial para los niños, ya que prosperan con la rutina.
  • Autoritario.Autoritario no es lo mismo que ser padre autoritario. Los padres autoritarios son estrictos y exigentes con sus hijos. Su estilo de crianza no suele ser flexible. Por lo general, dependen del castigo para mantener la obediencia. Rara vez hay espacio para una comunicación abierta entre padres e hijos.

Cada estilo representa una mentalidad parental diferente. Saber qué estilo tiene puede ayudarlo a abordar el conflicto de una manera saludable. También puede identificar qué estilo le gustaría tener. Incluso puedes saber qué estilo es tu pareja. Reconocer sus estilos de crianza también puede ayudarlo a comunicarse con su pareja.

La influencia de los padres

Un padre es a menudo la persona más influyente en la vida de un niño. Incluso después de que el niño crezca, es posible que busque orientación en sus padres. Pueden pedir consejo sobre cuestiones éticas, así como sobre las preocupaciones típicas de la vida diaria. El comportamiento y las creencias de los padres pueden influir en los de sus hijos. Este es especialmente el caso durante los primeros años de un niño. los sesgos de un padre a menudo son aprendidas por el niño.

Los niños pueden escuchar a los padres usando un lenguaje que implica que cierto grupo de personas es inferior a otros grupos. Los padres pueden compartir estigmatizante creencias sobre los demás. Los niños pueden adoptar estas actitudes como parte de sus propias creencias. Las opiniones religiosas y políticas de los padres a menudo se convierten en las opiniones del niño. Estos puntos de vista pueden cambiar cuando el niño tiene la edad suficiente para cuestionar los sistemas de creencias. Algunos padres animan fuertemente a sus hijos a que apoyen sus propias creencias. Esto puede causar problemas si los padres desaniman a sus hijos de pensar en nuevas ideas. Esto puede hacer que los niños desarrollen una cosmovisión limitada. Es menos probable que busquen otros puntos de vista en la edad adulta.

Los niños también aprenden actitudes de aceptación de los padres. Los padres pueden criar hijos que no descarten las ideas y puntos de vista de los demás. Esto puede permitir que los niños crezcan para estar abiertos a diferentes personas y nuevas experiencias.

Las limitaciones de los padres

La influencia de los padres puede ser limitada. Los niños pueden aprender nuevas ideas de amigos, de los medios de comunicación y de la escuela. Trauma también puede afectar el desarrollo o el comportamiento de un niño. Presión de grupo puede llevar a un niño a desarrollar un comportamiento problemático. Esto puede suceder independientemente de los esfuerzos de los padres por mantener a salvo al niño. Muchos padres optan por utilizar el estilo o método de crianza de sus propios padres. Pueden creer que lo que les funcionó funcionará para sus propios hijos. Pero cada niño y cada familia es diferente. Es posible que un método de crianza no funcione para todos los niños.

Muchos padres continúan ofreciendo apoyo y orientación a sus hijos adultos. Este puede ser especialmente el caso de un niño que está lidiando con un problema crónico o temporal. Pero algunos hijos adultos resienten lo que ven como una influencia paterna continuada. Estos hijos adultos pueden rechazar la asistencia. Algunos niños pueden tener comportamientos peligrosos o destructivos. Es posible que los padres no puedan comunicarse con ellos o no tengan éxito cuando los alienten a buscar ayuda. Es probable que esta impotencia sea difícil y angustiosa para los padres. Un terapeuta u otro profesional de la salud mental puede ayudar a los padres a aprender a sobrellevar esta situación. Los terapeutas también pueden ayudar a los padres a aprender cómo acercarse a sus hijos, cuando sea posible.

Algunos padres enfrentan problemas fuera del hogar o en sus relaciones personales. Pueden tener problemas con las finanzas o salud . Estos padres pueden encontrar los desafíos de la crianza de los hijos más estresantes o difíciles de afrontar. Esto también puede ser cierto si es el niño quien enfrenta un problema.

Crianza soltera

Los hogares monoparentales se están volviendo comunes en los Estados Unidos. Algunos padres son solteros por elección. Otros pueden perder a su cónyuge o pareja muerte o separación . Un padre soltero a menudo experimenta un mayor estrés. Esto puede deberse a una mayor responsabilidad parental. Cuando un padre se convierte repentinamente en soltero, los niños pueden tener problemas para afrontar la situación. Esto puede provocar dificultades de comportamiento.

Los padres divorciados pueden compartir la custodia de los hijos. Los niños pueden encontrar reglas y rutinas diferentes de una casa a otra. Esta inconsistencia puede ser difícil para ellos adaptarse. Los nuevos padres solteros pueden tener más dificultades para hacer cumplir las reglas sin apoyo. También pueden experimentar el estrés adicional de las dificultades financieras.

Los padres solteros pueden tener dificultades para conocer potenciales parejas románticas o tener citas. Esto puede ser aún más difícil para los padres de niños pequeños, quienes pueden sentirse aislados y solitario . También pueden tener un mayor riesgo de ansiedad o depresión .

Hay formas en que los padres solteros pueden hacer frente a los desafíos. Algunos de estos incluyen:

  • Mantenerse conectado con familiares y amigos
  • Creando una red de apoyo
  • Haciendo tiempo para cuidados personales y cuidado de niños
  • Inscribir a los niños en programas extracurriculares

Estos consejos pueden ayudar a los padres solteros a enfrentar los desafíos y reducir el estrés en sus vidas. Un terapeuta puede ayudar a abordar inquietudes específicas.

Referencias:

  1. Alvy, K. (sin fecha). ¿Cómo afectan los propios prejuicios de los padres a sus hijos? Obtenido de http://www.tolerance.org/publication/how-do-parents-own-biases-impact-their-children
  2. Grusec, J. y Danyliuk, T. (2014, 1 de diciembre). Actitudes y creencias de los padres: su impacto en el desarrollo de los niños. Obtenido de http://www.child-encyclopedia.com/parenting-skills/according-experts/parents-attitudes-and-beliefs-their-impact-childrens-development
  3. Hansen, A. (2013, 3 de septiembre). El misterioso y alarmante aumento de las familias monoparentales en Estados Unidos. Obtenido de http://www.theatlantic.com/business/archive/2013/09/the-mysterious-and-alarming-rise-of-single-parenthood-in-america/279203
  4. La crianza monoparental y la familia actual. (Dakota del Norte.). Asociacion Americana de Psicologia. Obtenido de http://www.apa.org/helpcenter/single-parent.aspx
  5. Usakli, H. (2013). Comparación de hijos monoparentales y biparentales en términos de tendencias de comportamiento.Revista Internacional de Humanidades y Ciencias Sociales, 8(3), 256-270. Obtenido de http://www.ijhssnet.com/journals/Vol_3_No_8_Special_Issue_April_2013/26.pdf